Thelazia: un gusano que puede parasitar los ojos del gato

La Thelazia callipaeda es un parásito que habita en el saco conjuntival y se alimenta de las secreciones lacrimales de su hospedador. Se trata de un gusano muy pequeño trasmitido por moscas no picadoras de la especie Phortica variegata más conocidas como moscas de la fruta.

La infestación puede afectar no solo a los gatos, también a otros mamíferos, incluso a las personas. Anteriormente, la thelaziosis se consideraba endémica en países asiáticos, pero desde hace pocos años se han registrado casos en varios países de Europa, incluida España.

¿Cómo se transmite la thelaziosis?

La mosca actúa como hospedador intermediario, se alimenta de las secreciones lacrimales del gato y es en ese momento cuando deposita sus huevos en el saco conjuntival. Una vez que estos huevos eclosionan, se convierten en larvas que viven y se reproducen en el ojo del gato, como hospedador definitivo.

En su fase adulta, los gusanos liberarán nuevas larvas que pueden ser ingeridas por la mosca y transmitidas a otro hospedador.

Signos clínicos

Estos gusanos son muy pequeños y pueden confundirse con legañas. Sin embargo, si miramos atentamente, observaremos que se mueven.  Los signos clínicos que produce la thelaziosis son:

  • Irritación de moderada a intensa en los ojos
  • Lagrimeo abundante
  • Conjuntivitis
  • Hinchazón de los párpados
  • Inflamación de la córnea (queratitis)
  • Úlcera corneal
  • Si no se trata a tiempo podría ocasionar ceguera

  

Tratamiento y prevención

Ante cualquier signo clínico se recomienda acudir al veterinario para una adecuada exploración y extracción de los parásitos. Tras la eliminación manual de los gusanos, se le recetará al gato un medicamento antiparasitario para erradicar la infestación por completo.

Si el gato presenta lesiones en la córnea como úlceras o inflamación, el veterinario prescribirá adicionalmente un medicamento para tratarlas.

Para prevenir el contagio, se pueden utilizar antiparasitarios con efecto repelente durante todo el año, para mantener lejos de tu mascota a las moscas que actúan como vectores.